miércoles, 13 de mayo de 2020

MEJORA DE LA COMPETENCIA PROFESIONAL DOCENTE

Como docentes muchas veces asumimos que nuestra labor se circunscribe al Aula y al centro educativo, sin embargo, nuestro desarrollo profesional puede seguir otras trayectorias debido a que nuestra competencia profesional docente nos permite asumir diferentes roles o perfiles también relacionados con el ámbito educativo. En mi trayectoria profesional he podido ejercer como docente, como Responsable de Proyectos en Sistemas Educativos y actualmente como Asesor Técnico Docente en un CPR (Centro de Profesorado y Recursos), igualmente durante estos años he conocido a compañeras y compañeros que también han desempeñado funciones en diferentes Áreas o Servicios de la Consejería de Educación y de la Administración del Principado de Asturias. La forma de acceso a los diferentes puestos de la administración suele estar regulado mediante las bases de una convocatoria pública donde suele ser habitual transitar en una fase de oposición y otra de méritos o solamente esta última.
El desempeño de estos puestos tiene como consecuencia directa la ampliación de nuestro perfil profesional docente, introduciendo nuevas capacidades profesionales relacionados con la dirección de proyectos, la gestión de recursos, la competencia digital, el trabajo en equipo y la participación activa en redes de profesionales, pero este nuevo bagaje no solo impacta en la mejora de nuestra competencia docente también redunda en la mejora de la calidad educativa.

La participación en redes de profesionales surge de la adhesión del centro de trabajo a proyectos de ámbito regional, estatal e incluso internacional, ejemplos de esto son los proyectos ARCE y proyectos Erasmus+ que facilitan el aprendizaje de nuevas de experiencias y estrategias de trabajo  en el mismo ámbito profesional, sin perder de vista el contexto de referencia. Una reflexión sobre las mismas, poniendo en valor sus ventajas e inconvenientes adaptadas a nuestro contexto facilita la introducción de mejoras en nuestro proceso productivo. El sentido bidireccional de estos aprendizajes tiene como consecuencia la mejora en conjunto de todas las entidades participantes en los proyectos.

Un caso particular de participación en una red de profesionales fue la adhesión del CPR de Avilés - Occidente al Proyecto Erasmus+ para gestionar la participación de distintos centros educativos bajo la coordinación y supervisión de Margarita Valdés Díaz; CRA Castrillón-Illas, CP Apolinar Hevia e IES de la Magdalena que tuvieron a bien sumarse al proyecto en la modalidad de Job Shadowing consistente en la visita a un centro educativo de ámbito europeo en la que podamos hacer una observación directa de sus estrategias de trabajo en la gestión educativa y docente.  El propio CPR participó en colaboración con el centro de formación del profesorado de República Checa Vysočina Education, ubicado en la capital de la región de Jihlava de mismo nombre. Durante una semana intensa de trabajo pude conocer el sistema educativo checo visitando diferentes organismos públicos y centros educativos de todos los niveles, además del aprendizaje profesional queda la afectiva gracias a la estupenda acogida por todas las personas que representaban las distintas instituciones y a la minuciosa planificación y acompañamiento realizada por mi homóloga Marketa Metelkova y el director Roman Křivánek. La planificación desarrollada fue:


En el asesoramiento TIC, pude percibir cómo se concibe la competencia digital en cuanto a su desarrollo y medios puestos a disposición del alumnado, salvando las diferencias en cuanto al diseño de la arquitectura de los sistemas de información que en Jihlava se enfocaba en el centro educativo. En Asturias, como en otras Comunidades Autónomas, tenemos una arquitectura centralizada de servicios que sirve de paraguas a todos los centros. Aparte de esta constatación, las diferencias son mínimas. De toda lógica si tenemos en cuenta que el marco competencial en el que nos movemos es un referente en la Unión Europea para todos los sistemas educativos de los países que la componen.

2 comentarios:

  1. Es indudable que la formación permanente, en todas sus modalidades, también a través de proyectos como este, es una pieza clave para el desarrollo y mejora de nuestra competencia profesional docente. Un auténtico lujo poder compartirla con las y los profesionales que nos han acompañado en este proyecto, aquí y en las instituciones de acogida. Mucho aprendizaje y muchas oportunidades para recortar distancias y ampliar nuestros horizontes de colaboración.

    ResponderEliminar
  2. Víctor, una interesante reflexión sobre el desarrollo y mejora de la competencia profesional docente partiendo de tu propia trayectoria profesional.

    ResponderEliminar